Agroindustria

Fomento a la Industria Vitivinícola, impulso y desarrollo del vino

La producción de vino en México tiene 500 años de historia, por tanto ya forma parte de nuestro mosaico cultural

Este mes de mayo el gobierno de la República firmó el decreto por el cual se expide la Ley de Fomento a la Industria Vitivinícola impulsada por los productores, industriales y gobernadores de los 11 estados que producen uva y vino, esta será el marco jurídico de referencia nacional para la coordinación de actores que fomenten al sector vitivinícola desde el sector primario hasta la industria de la transformación y finalmente la comercialización.

Actualmente, podemos decir que la producción del vino mexicano está adquiriendo relevancia en los ámbitos nacional e internacional, por su “sazón”, frescura, variedad y origen, lo que suma a la oferta de sabores, para engrandecer y diversificar la gastronómica mundial.

Así que es importante fortalecer las capacidades técnicas y científicas en la transformación de los productos de la vid, tal es el caso del vino mexicano, donde la ley busca promover la diversidad y alta calidad de los vinos nacionales, promover la expansión acelerada de la producción de vinos en México, así como recuperar el consumo interno e internacional, esto último mediante el establecimiento de una marca mexicana de vinos.

La Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa) jugará un papel importante al interior de este nuevo mecanismo legal, aunque ya desde 2016, por conducto de la Subsecretaría de Agricultura, impulsó la reincorporación de México en la Organización Internacional de la Viña y el Vino, así como su estrecha colaboración con el Consejo Mexicano Vitivinícola, AC (CMV) ha permitido que se establezcan mecanismos oportunos para la cooperación internacional en beneficio de productores y consumidores mexicanos en el seno de dicho organismo internacional.

Todo este esfuerzo bien vale la pena, pues la producción de uva para vino en México asciende a seis mil 474 hectáreas, donde Baja California concentra el mayor porcentaje de producción con un 57 por ciento del total de los 11 estados productores.

Por supuesto que parte importante es fomentar su consumo y posicionar el vino nacional en el gusto de los mexicanos, y ¡claro que se puede! porque tenemos todo, pero encima de cualquier cosa contamos con el trabajo de mujeres y hombres de México apasionados por la tierra, la uva y el vino.

Información e imágenes

Comentarios

comentarios

Siguenos!

Países que nos están viendo


Países que nos están viendo

Suscribete al Boletin