Análisis

Sabor dulce, amarga consecuencia

¿Conoces los riesgos al consumir azúcares refinados?

La azúcar refinada no es un nutriente esencial y hay evidencia sólida que demuestra que puede ser perjudicial, pues contribuye al sobrepeso, la obesidad y la caries dental, según alerta la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

Beber agua natural es sano aunque su falta de sabor no es agradable al paladar de muchos. Tal vez por eso un número considerable de personas prefieren consumir bebidas azucaradas, que si bien tienen un sabor más agradable, también impactan de manera negativa en la salud.

Sobrepeso, obesidad, diabetes y enfermedades cardiovasculares son algunos de los padecimientos que tienden a desarrollar quienes consumen de manera excesiva refrescos, jugos altos en azúcar, leches saborizadas y otros productos similares.

A lo anterior se suma la caries, que ya es considerada un problema de salud pública en México. Entonces, no solo se trata de enfermedades a nivel orgánico o metabólico, también pueden darse malestares bucales por la falta de higiene y el alto consumo de este tipo de alimentos, refirió Elvira Sandoval, académica de la Facultad de Medicina de la UNAM.

¿Qué cantidad de estos productos puedo tomar sin afectar mi salud? Los nutriólogos recomiendan consumir hasta el 10 por ciento del requerimiento energético total diario, es decir, si se lleva una dieta de dos mil calorías, se pueden ingerir 200 calorías de estos alimentos.

Es necesario orientar a la población para que poco a poco vaya cambiando las bebidas azucaradas por otras más nutritivas e insistir en que se realicen chequeos periódicos y se hagan mediciones de cintura y de peso, así como revisar las cantidades de alimentos que se ingieren, señaló.

En el caso de los niños, lo ideal sería frenar el consumo excesivo de azúcar, no solo con la ingesta de dulces y caramelos, sino también con los refrescos y otras bebidas que aparentemente tienen frutos. Estas aunque parecen inofensivas a largo plazo son nocivas para la salud.

Debemos entender que el consumo en exceso de cualquier alimento, en este caso, con altos contenidos de azúcar, ocasiona daños a la salud como la diabetes, señaló Elvira Sandoval.

Por último, aclaró que la carga genética también influye. Y que la obesidad y la diabetes no solamente son ocasionadas por el consumo desmedido de bebidas azucaradas, sino también por estilos de vida como el sedentarismo y los malos hábitos alimenticios.

Información e imágenes

Comentarios

comentarios

Siguenos!

Países que nos están viendo


Países que nos están viendo

Suscribete al Boletin