Análisis

Unilever se suma a BAMX y WRAP contra el desperdicio de alimentos

El Pacto por la Comida busca reducir en 50 % la pérdida y desperdicio de alimentos en el país, para 2030

Ciudad de México, 30 de marzo de 2021.— Conscientes del gran impacto ambiental, económico y social que conlleva la pérdida y el desperdicio de alimentos en todo el mundo, Unilever, una de las compañías líderes a escala mundial en productos de consumo, se sumó a la firma de Pacto por la Comida, con la cual se compromete a establecer metas y acciones puntuales para combatir esta problemática en México y así, contribuir a la seguridad alimentaria de la población.

“Los alimentos son demasiado valiosos como para ser desperdiciados; estamos convencidos de que juntos podemos poner fin a la crisis del desperdicio de alimentos, y como firmantes del Pacto por la Comida, continuaremos trabajando a través de la acción colectiva para contribuir en el logro de este propósito”, mencionó Lourdes Castañeda, vicepresidenta de Mercadotecnia de Alimentos de Unilever México y Latinoamérica.

Pacto por la Comida es una iniciativa impulsada por Bancos de Alimentos de México (BAMX) y Waste Resource Action Program (WRAP) que se constituye como el primer acuerdo voluntario de empresas en Latinoamérica, sustentado en los Objetivos del Desarrollo Sostenible (ODS) de las Naciones Unidas. Su objetivo es reducir la pérdida y el desperdicio de alimentos en México en un 50 por ciento, para 2030, mediante una mayor eficiencia de procesos a lo largo de toda la cadena de producción, así como la colaboración desde los agricultores, hasta los consumidores.

La participación de Unilever se alinea con su propósito como compañía de “hacer de la sustentabilidad algo cotidiano”. Para ello, a lo largo de los años se han definido metas específicas para apoyar en la construcción de un sistema alimentario sustentable, justo e inclusivo para todas las personas y que, recientemente, se actualizaron en su estrategia “Alimentos del Futuro”, una serie de compromisos para su portafolio global de alimentos, con el propósito de ayudar a las personas en la transición hacia dietas más saludables, que sean accesibles para las personas, y que ayuden a reducir el impacto ambiental de la cadena alimentaria. Dentro de dichos compromisos se establece el objetivo de reducir a la mitad el desperdicio de alimentos en sus operaciones directas, desde las fábricas hasta los puntos de venta, para el año 2025.

Adicionalmente, con esta firma, Unilever refuerza su alianza con BAMX, a través de la cual, desde 2005, la compañía apoya con alimentos y productos de cuidado personal para contribuir en la lucha contra el hambre e higiene de las familias mexicanas en situación vulnerable.

De acuerdo con indicadores presentados por BAMX, se estima que actualmente en México se pierde y desperdicia más del 35 por ciento de la producción total de alimentos, lo que representa un costo de 36 mil millones de dólares anuales, la emisión de 36 millones de toneladas de dióxido de carbono (CO2) y cerca de 40 mil millones de metros cúbicos de agua desperdiciados, visibilizando con ello la importancia y urgencia de unir fuerzas para combatir esta crisis alimentaria.

Por medio de sus marcas de alimentos Knorr, Hellmann’s y Maizena, Unilever reafirma su compromiso de colaborar para construir un sistema alimentario que funcione para todos y no le cueste al planeta.

Comentarios

comentarios

Siguenos!

Países que nos están viendo


Países que nos están viendo

Suscribete al Boletin