Eventos

Mutaciones covid-19 en visones podrían eliminar efectividad de vacunas

HSI pide el cierre permanente de las granjas peleteras que son “fábrica de virus”

Londres, 19 de noviembre de 2020.— Kopenhagen Fur, la casa de subastas de pieles más grande del mundo, cerrará sus puertas dentro de los próximos dos o tres años en lo que podría marcar el principio del fin en el comercio mundial de pieles. Muchas de las pieles en el mundo se comercian a través de un número muy reducido de casas de subastas. Fundada en 1930, Kopenhagen Fur funge como corredor de las pieles producidas en Dinamarca y alrededor del mundo, incluyendo las de zorro, chinchilla y caracul.

Apenas unas horas antes del anuncio, el Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades (ECDC) publicó su nuevo informe “Rapid Risk Assessment: Detection of new SARS-CoV-2 variants related to mink” (Evaluación de riesgos rápida: detección de nuevas variantes del SARS-CoV-2 relacionadas con los visones), donde destaca la preocupación de que la evolución del virus en los visones tenga posibles consecuencias para el diagnóstico del covid-19, el tratamiento y el desarrollo de la vacuna, y que podría mermar la efectividad de las futuras vacunas en los humanos.

La Dra. Joanna Swabe, directora senior de asuntos públicos en Humane Society International/Europe, declaró “El informe de riesgos del ECDC y el anuncio hecho por Kopenhagen Fur en el sentido de que cesará su actividad comercial bien podría marcar el principio del fin del comercio mundial de pieles. Las granjas peleteras no son solo la causa de un sufrimiento animal enorme e innecesario, sino que también constituyen bombas de tiempo a punto de explotar para enfermedades mortales, potenciales fábricas de virus capaces de generar mutaciones del covid-19 e incluso de perjudicar los avances médicos hacia tratamientos confiables. Este informe deberá ser una seria señal de alerta para los países criadores de visones que aún no hacen pruebas sistemáticas en estos, a fin de que tomen medidas urgentes.

“En el contexto de un rechazo público de las pieles consideradas como poco éticas y anticuadas, las naciones productoras de pieles ya no pueden justificar la autorización para una industria que amenaza a la salud humana y al mismo tiempo cuesta a los contribuyentes miles de millones destinados a la gestión de riesgos de bioseguridad y la compensación de los criadores después de la matanza masiva. No podemos quedarnos esperando a que surja la siguiente pandemia. Los gobiernos deben terminar de una vez por todas con el cruel y riesgoso comercio de pieles y concentrarse en apoyar a los productores de pieles en su tránsito a medios de subsistencia humanos, seguros y económicamente viables. Nunca iba a haber un final feliz para los 60 millones de visones explotados cada año para obtener su piel, pero la suspensión total de la cría sería el mejor camino para evitar que los animales sufran en el futuro debido a los veleidosos caprichos de la moda.”

La casa de subastas Kopenhagen Fur es una cooperativa propiedad de mil 500 productores de pieles daneses. Es probable que la desaparición de este corredor de pieles de importancia mundial tenga un efecto dominó en los productores de otros países europeos y de otros sitios. En 2018–2019 se negociaron 24.8 millones de pieles de visón a través de Kopenhagen Fur. Durante este lapso, Reino Unido importó de Dinamarca pieles con un valor aproximado de 131 523 libras esterlinas y 181 mil 765 libras esterlinas, respectivamente, mucho menos en comparación con las pieles por un valor superior a 200 mil libras esterlinas importadas de Dinamarca en los años anteriores.

“Hemos atestiguado una baja significativa en los precios de las pieles y visto existencias de pieles que no se venden en las subastas, lo cual coloca a la industria de las pieles en una espiral descendente global. Esperamos que se registre un descenso adicional en la demanda frívola de pieles ya que el covid-19 afecta a las granjas peleteras en el mundo, obligando a los gobiernos a cerrar las operaciones y a los criadores a encontrar nuevas vías de ingresos”, expresó la Dra. Swabe.

El informe del ECDC menciona la necesidad de que las investigaciones en curso evalúen si la nueva variante “cluster 5” [virus mutado del SARS-CoV-2], originada en los visones de las granjas, altera el riesgo de reinfección o podría causar la reducción en la efectividad de la vacuna o reducir los beneficios de los tratamientos con plasma sanguíneo. También subraya que “la transmisión continua del SARS-CoV-2 en los criaderos de visones pueden, a la larga, dar origen a otras variantes preocupantes”.

Resultados clave del informe del ECDC:

  • El nivel general del riesgo para la salud humana planteado por las variantes del SARS-CoV-2 relacionadas con los visones es bajo para la población en general, aunque de moderado a elevado para los individuos médicamente vulnerables que viven en áreas con una alta concentración de granjas peleteras. El riesgo es moderado para quienes trabajan con el visón y muy alto para los individuos que tienen exposición ocupacional, como los criadores de animales destinados para obtener su piel.
  • Las autoridades nacionales competentes deben tomar una serie de medidas para reducir el riesgo de salud pública para aquellos cuya ocupación está relacionada con los visones y para las comunidades donde están situadas las respectivas granjas, incluyendo pruebas y secuenciación sistemáticas para los trabajadores de los criaderos de visones y las comunidades cercanas con el inmediato rastreo de contactos, aislamiento y cuarentena si los casos humanos están vinculados con un criadero de visones; la prevención de infecciones y medidas de control para los trabajadores de las granjas y los visitantes; monitoreo y vigilancia de los criaderos de visones.

Comentarios

comentarios

Siguenos!

Países que nos están viendo


Países que nos están viendo

Suscribete al Boletin