Pecuario y Pesquero

Cambios fisiológicos de novillos durante el transporte

Transporte de animales es un tema del que se deben conocer distintas variantes para realizarlo de manera eficiente

En un estudio que se hizo en novillos de entre 12 y 15 meses, en el transporte durante: cinco, 10 y 15 horas, en un espacio de un metro cuadrado por animal, se encontró que con la prolongación del tiempo viaje, ocurren mayores pérdidas de peso y signos de deshidratación. Se observó también que la ausencia de alimento y la fatiga, elevan en los animales las concentraciones de creatincinasa (CK) y lactato, que son indicadores asociados a estrés.

Por otra parte, se hizo otro estudio para determinar el impacto producido por la ausencia de agua y alimento en rumiantes transportados, los resultados muestran que la privación del alimento disminuye la calidad bacteriana del rumen, lo que eleva el riesgo de contraer infecciones de tipo intestinal. Dicho manejo no debe extenderse por más de 24 horas. Los bovinos productores de leche son más sensibles a la privación de agua y alimento que el ganado de engorda. Si son bovinos de alta producción sus demandas energéticas se incrementan y con ello el potencial de morbilidad, con lo que su condición de producción disminuye y los animales son destinados a la matanza.

Otro hecho demostrado es que el estrés por transporte causa un incremento en las concentraciones de glucosa sanguínea debido a la degradación de glucógeno hepático por el desgaste de las reservas de glucógeno en el músculo. En bovinos, durante el transporte las concentraciones de glucosa aumentan de 4.5 a 5.5 mmol/l después de viajes de 21, 26 y 31 horas y de 4.5 a 6.0 mmol/l en aquellos transportados durante 14 horas. Se ha observado que la concentración de glucosa se mantiene constante en aproximadamente 4.6 mmol/l en animales trasportados de 21 a 26 horas, pero desciende alrededor de 1 mmol/l en los transportados por espacio de 31 horas. La hiperglucemia se asocia principalmente al proceso de glucogenólisis, por actividad de las catecolaminas y los glucocorticoides durante el estrés del transporte.

Con relación al desequilibrio metabólico originado por el estrés en los animales, se ha reportado incremento de cortisol sanguíneo como un indicador de estrés psicológico (miedo), incluso antes de que el transporte comience. Tal estrés está relacionado con la exposición a nuevos ambientes, manejo, embarque y movimiento percibido por los animales al inicio del transporte. En bovinos, se observó que los animales que se encontraban echados durante su transportación (31 horas de viaje) presentaron mayor incremento en los niveles de cortisol que aquellos que se encontraban de pie.

Es un hecho que las altas densidades de carga (DC) en el transporte de bovinos determinan el bienestar de los animales. Tarrant y colaboradores mencionan que transportes de 24 horas con densidades altas (500 kg/m2) acentúan el estrés de bovinos, incrementando los niveles sanguíneos de estos indicadores reflejando una mayor demanda energética (glucosa) como respuesta al estrés (cortisol) y al mismo tiempo provocando mayor daño y fatiga muscular (CK).

Información e imágenes

Comentarios

comentarios

Siguenos!

Países que nos están viendo


Países que nos están viendo

Suscribete al Boletin