Pecuario y Pesquero

Pescado accesible en Filipinas

La FAO impulsa la resiliencia de los productores de tilapia ante el cambio climático para garantizar la productividad

Los filipinos dependen en gran medida de la acuicultura, y de la tilapia en particular, para satisfacer sus necesidades de proteínas. Aproximadamente el 12 por ciento de su consumo de proteína animal proviene de la tilapia cultivada. Al tiempo que hasta el 30 por ciento de los productos pesqueros y de mariscos que consumen se cultivan localmente.

Filipinas se encuentra entre los países más vulnerables a los fenómenos meteorológicos y los desastres relacionados con el clima. Durante casi una década, el clima y la fragilidad ambiental en Filipinas han causado una disminución anual significativa en la producción de tilapia. Las principales provincias productoras de tilapia están regularmente expuestas a climas inclementes y sus riesgos asociados, como inundaciones o periodos prolongados de sequía. Los estanques de peces de agua dulce en Filipinas generan del 50 al 55 por ciento de la producción total de la acuicultura. Sin embargo, este tipo de actividad está particularmente en riesgo a las amenazas relacionadas con el clima y generalmente es propenso a una recuperación más lenta debido a los repetidos eventos climáticos severos.

Perder el acceso a la tilapia tendría un gran impacto en la nutrición y la seguridad alimentaria de la población local, en particular aquellos con ingresos bajos, y que consumen 4.7 kg de tilapia anuales per cápita. Para garantizar que la tilapia esté disponible y sea asequible para una población en crecimiento, la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) apoya al gobierno de Filipinas en la mejora de la resiliencia climática de los criadores de tilapia, principalmente los dedicados a operaciones de estanques de agua dulce.

Información e imágenes

Comentarios

comentarios

Siguenos!

Países que nos están viendo


Países que nos están viendo

Suscribete al Boletin