Recetas

Arte con sandías, únete a esta popular tendencia

Dos opciones diferentes para proyectos caseros con esta deliciosa fruta de temporada

Ciudad de México, 19 de junio de 2020.— Las actividades para realizar en casa mientras mantenemos los protocolos indicados para asegurar la sana distancia, son cada día más creativas, y en el ámbito culinario han surgido tendencias que nos invitan a elaborar diversos proyectos que aparte de ser bastante entretenidos son comestibles y mantendrán nuestras defensas altas pues se elaboran con frutas que aportan nutrientes a nuestro organismo.

La sandía, por ejemplo, es uno de los frutos a los que más se ha recurrido para este tipo de proyectos, pues además de ser fresca y deliciosa, es de muy fácil acceso en esta temporada, pues la producción agrícola de la sandía es significativa en este mes.

Desde esculturas hechas a partir de esta fruta, hasta elaborados diseños para decorar platos o acompañamientos, los proyectos para dar un giro novedoso a la forma de comerla, hacen que una actividad básica como la alimentación no se torne rutinaria y tediosa. Por otro lado, puede ser una gran opción para entretener a los pequeños del hogar, al incluirlos dentro de este tipo de actividades.

Esculpir en sandía:

Aunque este proyecto es uno de los que más ha generado gran interés y tendencia en redes sociales, es bastante tardado y requiere de mucho detalle y paciencia, si estas características son tu fuerte, esta será una opción que te encantará, pues poner a prueba tus habilidades artísticas y de detalle, dará un extra al resultado final cuando por fin logres comer un gran pedazo de tu propia escultura.

Otra opción para los menos arriesgados es un rico helado casero de sandía:

Esta es una de las ideas que se han hecho más populares últimamente, pues con la llegada del verano, las nieves y helados se antojan en todo momento.

El proceso es sumamente sencillo, pues bastará hacer un pequeño corte en la parte superior de una sandía entera, a manera de tapadera, posteriormente habrá que comenzar a licuar la pulpa de la fruta, puedes sacar la pulpa con una cuchara y licuarla aparte y después devolverla a la cáscara de sandía, o hacerlo dentro de la misma cáscara para que esta cumpla la función de contenedor, de tal forma, que después de haber molido toda la pulpa quede prácticamente un “agua de sandía” en la cáscara.

Esto se meterá al congelador por un par de horas, después de eso, puedes sacarlo. El hecho de haber licuado la pulpa de la sandía, hará que el helado tenga una consistencia suave y deliciosa.

Las ventajas de hacer este helado casero de sandía, es que no necesitas añadir endulzantes adicionales, ni utilizar herramientas muy elaboradas, es entretenido y el resultado es delicioso.

Comentarios

comentarios

Siguenos!

Países que nos están viendo


Países que nos están viendo

Suscribete al Boletin