Cultivos Exóticos Orgánicos

Cactáceas, tesoro en peligro de extinción

México posee alrededor del 60 por ciento de las especies de cactáceas registradas en el continente, de las cuales, casi la mitad están en peligro

CactaceaspeligroSALTILLO, COAH. (MÉXICO).— El desierto no está desierto. Es un complejo ecosistema de organismos vivos que interactúan entre sí, y su vegetación más representativa, las cactáceas, son una familia de aproximadamente mil 600 especies nativas de América y hoy cultivadas por todo el mundo que han desarrollado su forma y constitución en respuesta al hábitat extremo en que viven y debido a esas formas, consideradas por muchos “exóticas”, hoy muchas de ellas están en peligro.

A partir de esa premisa el biólogo Rubén Rojas Meléndez, con más de 15 años de experiencia en la propagación de cactáceas en peligro de extinción, expuso en el auditorio del Museo del Desierto la conferencia “El fascinante mundo de las cactáceas”, con el objetivo de ampliar el conocimiento sobre estas plantas y con ello su cuidado y conservación.

El también coordinador del Departamento de Curaduría de plantas del museo, y uno de los creadores de la colección de su jardín botánico, subrayó que México posee alrededor del 60 por ciento de las especies de cactáceas registradas en el continente, de las cuales, casi la mitad están en peligro, pues como él mismo explica, “aunque los mexicanos muchas veces no sabemos apreciarlas, por su gran belleza muchos extranjeros las han extraído del país desde tiempos coloniales, de tal manera que sus jardines botánicos están más completos que los nuestros”.

El biólogo explicó las formas de reproducción de las cactáceas, sus cuidados, la utilidad de sus espinas para defenderse de los depredadores y almacenar agua, su uso como nido y alimento para otras especies en la cadena alimenticia, las medidas que se requieren para reforestar áreas con ellas, y sus usos comerciales.

Sobre este último tema, además del uso comestible de especies como el nopal y su fruto, la tuna, señaló el uso de especies como el barril de oro para ornato, que ha provocado que sean sobrecolectadas y ya no se encuentren en forma silvestre.

Anotó también usos como forraje, como material de construcción y algunos más específicos como el del peyote, utilizado en los rituales sagrados de los huicholes y con propiedades aún desconocidas, pues sólo esta especie tiene 65 alcaloides además de la curativa mezcalina y “falta investigación sobre cómo podemos utilizar esos alcaloides”.

Finalmente, destacó el papel del Museo del Desierto en la conservación de las cactáceas, pues además de la concientización y el apoyo a la ciencia y la investigación, al reproducirlas mediante semillas en su vivero y ponerlas al alcance de los visitantes que deseen adquirirlas, “evitamos que la gente vaya al a campo a sustraerlas, aquí se las proporcionamos de forma legal y ayudamos a que no las saquen de su hábitat natural”.

Fuente: Vanguardia.com

Comentarios

comentarios

Siguenos!

Países que nos están viendo


Países que nos están viendo

Suscribete al Boletin