Análisis

Mujeres en el vino mexicano, talento que mueve una industria

El Consejo Mexicano Vitivinícola comparte la labor de 5 mujeres que están transformando el mundo del vino

Ciudad de México, 5 de abril de 2021.— Después de un año complicado por el confinamiento que ha producido el covid-19, la fortaleza de las mujeres ha sido uno de los factores que ha ayudado a sortear los retos que se han presentado en diversos sectores productivos, y la industria del vino no ha sido la excepción.

En la industria vitivinícola en México, hay mujeres involucradas en los diferentes procesos de producción, pasando por el área de ventas, hasta distribución etc. El Consejo Mexicano Vitivinícola comparte la labor de cinco mujeres que están transformando el mundo del vino:

Liderazgo: Paz Austin, Consejo Mexicano Vitivinícola

Licenciada en Comunicación y amante de la cocina y bebidas tradicionales, Paz se ha desarrollado en la industria de las bebidas mexicanas desde la emergente cerveza artesanal hasta los destilados más representativos de nuestro país: el mezcal y el tequila. En 2019 se convirtió en la primera mujer en ser directora general del Consejo Mexicano Vitivinícola donde ha luchado por consolidar la industria vitivinícola en México, volverla unida, vanguardista y fuerte.

Ha sido reconocida por los medios más importantes en el país por sus aportaciones a la industria de bebidas por el impulso desde temas regulatorios, así como el impulso a estas desde la visión de negocios.

Educación: Carolina Arce, Centro de Valor Agregado de Aguascalientes

Estudió bioquímica en la Universidad Autónoma de Aguascalientes y al llegar al nivel superior, viajó a la Universidad de Borgoña, en donde conoció las bondades de los antiguos vinos.

Actualmente es enóloga del Centro de Valor Agregado en Aguascalientes, donde trabaja con una gran variedad de proyectos y sigue desarrollando la cultura vitivinícola mexicana mediante la creación de programas digitales de educación continua acerca de la mejora en el diseño de vinos.

De esta manera ha impulsado el incremento en la participación de mujeres interesadas en especializarse en enología, química, sumillería, vinicultura, mercadotecnia o enoturismo y ha fomentado el gusto de nuevas generaciones por conocer y probar más vinos mexicanos.

Retos: Viridiana Álvarez, sumiller y productora de vino

La fuerza es completamente representada por Viridiana, pues además de ser una deportista de alto rendimiento que destaca en montañismo en el ámbito regional, ha mostrado su versatilidad al emprender su propia marca a través del Centro de Valor en Aguascalientes.

Luego de destacar en su vida profesional dentro de la industria automotriz, Viridiana enfocó sus esfuerzos en el alpinismo, conquistando los picos más altos de Latinoamérica y posteriormente certificándose como sumiller.

De ahí el surgimiento de su marca “Liderazgo de Altura” que además de producir vinos, le ayuda a brindar consultorías para romper paradigmas e impulsar la calidad en la industria.

La fuerza y la persistencia son solo algunas de las características de esta mujer, que continúa escalando tanto montañas como mercados.

Innovación: Lulú Martínez, Bruma

Desde pequeña se sintió atraída por las uvas y acompañaba a sus padres a todas las catas de vino a las que eran invitados. Tiempo después, viajó a Francia donde aprendería el idioma y comenzaría su amor por los vinos franceses. Así fue como decidió estudiar en la Facultad de Enología de Burdeos.

Posteriormente regresó al Valle de Guadalupe con un proyecto nacido en Francia, se convirtió en socia de Bruma Vinícola y con su visión, este lugar se encuentra en vías de convertirse en cien por ciento orgánico y biodinámico, lo que demanda una gran cantidad de cuidados y recursos para las viñas.

En la actualidad, Lulú es una digna representante de la innovación en la industria poniendo la calidad de los productos mexicanos en los primeros lugares de ventas a escala global.

Resiliencia: Sofía Sarabia, Concierto Enológico

Sofía quería ser abogada, pero después de dos años de estudiar derecho, decidió cambiar a la carrera de Hostelería en el Centro de Estudios Superiores de San Ángel. Poco después realizó un intercambio en Lausana, Suiza, donde se especializó en cocina italiana y francesa, entonces comenzaría su intervención en la industria del vino.

En 2014 decidió intervenir en la compañía familiar, a través de la construcción y consolidación de la imagen y el concepto del viñedo, el cual renombró Concierto Enológico por los ruidos ambientales del campo.

Actualmente Sofía es directora de mercadotecnia y ventas en Concierto Enológico donde desarrolla la imagen, posiciona la marca y venta de sus productos vitivinícolas.

A pesar de las limitaciones y cambios que se han generado en el ámbito mundial por la pandemia, nada ha impedido que su empresa se fortalezca a través del contacto con sus consumidores de manera digital y a través de las redes sociales diseñando y creando experiencias únicas que los acerquen al mundo del vino.

Estas son solo algunas historias, pero las mujeres en la industria revolucionan, crean, innovan y siempre encuentran la forma de tomar los retos como oportunidades para crecer, por lo que son muestra del gran esfuerzo que implica que una botella llegue hasta la puerta de tu casa.

Comentarios

comentarios

Siguenos!

Países que nos están viendo


Países que nos están viendo

Suscribete al Boletin